Pueblos Wampís y Achuar exigen anulación del Lote Petrolero 64 a ser operado por GEOPARK

110 comunidades organizadas se oponen a la explotación y transporte de petróleo en sus territorios.

 

Representantes del Gobierno Territorial Autónomo de la Nación Wampís y de la Federación de la Nacionalidad Achuar del Perú alertan sobre comisión indígena no representativa que estaría buscando un diálogo con el Estado para exigir beneficios de la actividad petrolera.

 

Representantes del pueblo Achuar y Wampís se reunieron del 7 al 10 de agosto de 2018 en la comunidad de Soledad, en el Distrito del Río Santiago, Provincia de Condorcanqui, Región Amazonas, para acordar estrategias articuladas en contra de toda actividad petrolera que se desarrolle y afecte sus territorios.

 

Esta articulación entre ambos pueblos indígenas surge de la necesidad de proteger sus territorios frente a los problemas que genera la explotación petrolera a en el Lote 64, en Loreto, sobre territorio Achuar; así como frente a la posibilidad del transporte de crudo por vía fluvial desde el lote hasta la Estación de Bombeo 4 (Morona), lo cual afectaría al territorio Wampís.

 

Reunión de pueblo Achuar y Wampís en Soledad, Amazonas – 9 de agosto 2018

 

La empresa Geopark, socia de Petroperú, actual concesionaria del lote, está a la espera de que el Estado apruebe el Estudio de Impacto Ambiental para iniciar sus operaciones a fines de este año; mientras que Petroperú está buscando financiamiento para la ampliación del Oleoducto Nor Peruano que conecte el lote a la Estación de Bombeo 5.

 

Tanto la Federación de la Nacionalidad Achuar del Perú (FENAP), que congrega a 45 comunidades del Pastaza, en Loreto, como el Gobierno Territorial Autónomo (GTA) de la Nación Wampís, que congrega a 65 comunidades en Loreto y Amazonas (16 de la cuenca del Morona y 49 del Santiago), han expresado su rechazo contundente a la actividad petrolera mediante un pronunciamiento.

 

“Los Wampis y Achuar somos conscientes de que el desarrollo que el mundo debe promover no consiste en continuar insistiendo en la quema de combustibles fósiles en nombre de progreso, sino en incentivar la aplicación de tecnologías alternativas”, señala el pronunciamiento; a la vez que hace expresa la oposición de ambos pueblos a la empresa Geopark.

 

Este rechazo de la población se sustenta en las nefastas consecuencias que ha tenido la actividad en el Lote 192 (ex 1AB) en Loreto para los pueblos indígenas, quienes han sufrido la contaminación en sus territorios durante casi cincuenta años. Los pueblos Achuar y Wampís son conscientes de lo inefectivas que son las políticas y normas ambientales en Perú, que han permitido que las empresas como Pluspetrol no cumplan con los mínimos estándares de buenas prácticas ambientales y, además, evadan sus responsabilidades de remediación.

 

Jeremías Petsein, presidente de la FENAP, y Wrays Pérez, presidente del GTA de la Nación Wampís, firmando el pronunciamiento y acta de acuerdos

 

El pronunciamiento también denuncia la creación de una comisión de supuestos representantes del pueblo wampís y del pueblo achuar que estaría dialogando con la empresa Geopark y el Estado, con el objetivo de generar conflicto dentro del territorio.

 

“Desconocer la Comisión integrada por personas que supuestamente representan a los pueblos Wampis y Achuar pero que en realidad es obra y creación de la empresa GEOPARK hecha para facilitar su ingreso, lo cual es una práctica típico de las empresas petroleras para debilitar la unidad de los pueblos Wampis y Achuar”, se lee en el pronunciamiento.

 

Esta comisión estaría conformada por delegados de la cuenca del Morona que representan a un total de siete comunidades. Se trataría de los señores Rafael Mashingashi, apu de la comunidad Caballito; Abel Rengifo, comunero de Fernando Rosas y presidente de la federación de dicha comunidad; Isaías Espinar, vicepresidente de la Organización Shuar del Morona, que congrega a cinco comunidades; Adolfo Torres, comunero de Caballito; y José Alarcón, comunero de Puerto Alegría.

 

Según consta en la nota de prensa publicada en la página de Facebook Pueblos Afectados por la Actividad Petrolera, estas personas habrían llegado a Lima el 30 de julio, acompañados por el asesor indígena quechua José Fachín, a entregar una agenda a la Presidencia del Consejo de Ministros con el objetivo de “exigir un diálogo y debate político con el Estado respecto de sus derechos frente a la actividad petrolera en el lote 64”; así como a exigir que se garantice la “participación directa de los pueblos indígenas en los beneficios de la extracción petrolera… y la creación de un canon especial para la provincia del Datem del Marañón.”

 

Sin embargo, el GTA de la Nación Wampís y la FENAP son enfáticos en señalar que exigen la “anulación del Lote 64 toda vez que el proyecto para su explotación proviene de un proceso inconsulto, premunido de prácticas de mala fe.”

 

Puede leer el pronunciamiento a continuación:

 

2018 08 09 pronunciamiento achuar wampis geopark

 

 

Deja un comentario